EL PAÍS

KARINA SUÁREZ

México – 31 OCT 2023. “La zozobra se mantienen en Acapulco”, asegura Alfonso Pérez, de 55 años. El maestro de yoga ha pasado los últimos siete días tratando de ayudar a los damnificados del huracán Otis en el Estado de Guerrero. El agua potable va y viene, al igual que la electricidad y el internet. El abasto de gasolina se ha restablecido a cuentagotas. “No hay donde comprar cosas, no hay ninguna tienda que te pueda vender algo, todo está cerrado y en la zona de Costa Azul todo fue saqueado”, cuenta vía telefónica. Sin opciones para comprar víveres, los damnificados están supeditados a las despensas que llegan a los centros de acopio.

La ola expansiva de los daños ocasionad por el paso del huracán Otis ha dejado también pérdidas millonarias en comercios y tiendas departamentales y de electrodomésticos ante los saqueos posteriores y actos vandálicos tras la tragedia. La Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio y Departamentales (Antad) ha estimado al menos en cifras preliminares hasta en 390 millones de pesos los daños económicos por los saqueos y vandalismos en los puntos de venta.

La asociación ha solicitado a las autoridades reforzar la seguridad y tomar las medidas necesarias para evitar saqueos y actos vandálicos en las tiendas de los comercios en Acapulco. “Reprobamos los actos de rapiña por parte de la población, nada lo justifica” dijo Antad, en un comunicado. Además, dijo que la prioridad debe ser garantizar que los víveres y artículos de higiene y salud lleguen a su destino, al tiempo que se evitan robos por parte de grupos delictivos.

Manuel Cardona, director de Relaciones con Gobierno de la Antad, informó, en medios locales, de que de manera preliminar las afectaciones en Acapulco derivadas de los saqueos por el huracán han dejado pérdidas preliminares al sector por alrededor de 390 millones de pesos. El directivo detalló que de las 135 tiendas que operan en la costa de Guerrero, al menos 73 puntos de venta reportan daños totales, tanto por los destrozos a su infraestructura como por la rapiña. Soriana, La Comer, Chedraui, Liverpool, 7-eleven, entre otras marcas forman parte de la Asociación.

Otros grandes jugadores como Walmart también han registrado pérdidas. En entrevista para Radio Fórmula, el vicepresidente senior de Asuntos Corporativos de Walmart México y Centroamérica declaró que de las 50 tiendas que tenían en Guerrero, 23 tuvieron una pérdida total por la catástrofe y los saqueos. De acuerdo con la empresa, en dos semanas estarán en posibilidad de abrir, al menos, tres grandes almacenes.

Otis también causó daños a la diáspora del pequeño comercio. La Alianza Nacional de Pequeños Comerciantes reporta que Otis provocó grandes pérdidas en los más de 16.000 pequeños comercios que operan en Acapulco y zonas aledañas, dejándolos en desabasto. “El pequeño comercio está viviendo horas difíciles. Otis es el huracán más destructivo en la vida reciente del país, vino a exhibir el estado de vulnerabilidad en el que vivimos los mexicanos al no contar con una cultura enraizada de prevención”, comentó Cuauhtémoc Rivera, presidente de la organización.

Tras la tragedia se han comenzado a cuantificar los daños. La firma de análisis de riesgo especializada en desastres naturales Enki Research ha cifrado en 15.000 millones de dólares las pérdidas económicas por el reciente huracán que llegó con una fuerza de categoría 5 a las costas guerrerenses. Los vientos de más de 265 kilómetros por hora arrasaron con puentes, postes, comercios, viviendas, sucursales bancarias. Acapulco, una de las joyas turísticas del Pacífico mexicano, parece ahora un escenario postapocalíptico.

El secretario de Turismo, Miguel Torruco, dio a conocer en su comparecencia en la Cámara de Diputados este lunes que a más tardar la próxima semana se dará a conocer cuánto costará la reconstrucción en Guerrero. Tras la tragedia, el funcionario aseguró que ayudó a la salida de 12.500 turistas del puerto acapulqueño, de los cuales 98% eran nacionales y el resto extranjeros.

Hacienda promete ayudas fiscales a damnificados del huracán

La Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) dará estímulos fiscales a los contribuyentes afectados por el huracán Otis para acelerar la reconstrucción y rehabilitación de Acapulco. Las personas físicas o morales podrán deducir de manera inmediata, y al 100%, la compra de bienes de activo fijo destinados a la reconstrucción, rehabilitación o sustitución en zonas afectadas por el huracán, si se adquieren de octubre a diciembre de 2023.

A las personas físicas que tengan su vivienda en las zonas dañadas por Otis y que paguen ISR no se les sumarán a su declaración los donativos o apoyos económicos que reciban de personas morales o fideicomisos para propósitos de reconstrucción. Los contribuyentes que tengan su domicilio fiscal, en las zonas afectadas podrán pagar en tres parcialidades iguales el pago definitivo del IVA y IEPS a su cargo correspondiente a octubre, noviembre y diciembre de 2023, por las actividades ubicadas en las zonas afectadas. Además, los patrones podrán pagar el ISR de sus trabajadores del último trimestre del año en tres parcialidades, sin multas.